¡Reglas para visitas un tanto quejicas!

¿Quién no se ha encontrado alguna vez con alguna visita un tanto incómoda para nuestro perruno?

reglas de visitas

1. Ellos viven aquí. ¡Tú no!

2. Si te molesta el pelo del perro no te acerques a los sofás, ni a los muebles, ni a las alfombras… (mejor sal por la puerta).

3. Quiero más a mi perro que a mucha gente…

4. Para ti solo es un animal, para mi es un hijo/hija bajito, peludo, muy cariñoso, con cuatro patas que ladra.

Que hacer si otro perro va a venir a nuestra casa de visita

  • Acostumbrar a tu perro a que haya olores de otros perros en casa. Prepara todo para que mientras estés de paseo con tu perro puedan ir otros perros a casa dejando su olor, y que cuando vuelvas, ya no estén pero sí haya premios por los lugares por donde estuvieron.
  • Nunca debería entrar al hogar un perro totalmente desconocido para tu perro. Se deben conocer anteriormente en la calle a través de paseos conjuntos y juegos.
  • Supervisión constante de los perros: la supervisión es fundamental y si quieres, les puedes dejar la correa puesta para estar más seguros.
  • Las primeras ocasiones es mejor que entren en casa los dos perros a la vez: las primeras veces que un perro vaya a ir a casa es mejor programarlas de antemano y quedar para dar un paseo conjunto y acabar entrando en el hogar.
  • Las visitas iniciales no deben pasar de unos pocos minutos: todo lo relacionado con los perros debe ser progresivo. Estas situaciones deben ser positivas para tu perro y si se fuerzan por querer estar un poco más, pueden ser un desastre.
  • Practica juegos conjuntos: tu perro aceptará mejor la presencia de otro si se da cuenta que se lo pasa bien.

Comentarios

Comentarios

Compartir en FacebookCOMPARTIR EN FACEBOOK Compartir por whatsappCOMPARTIR POR WHATSAPP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *